domingo, 19 de junio de 2005

"Hacienda somos todos"



... decían los muy cachondos en una campaña de concienciación hace unos años.
Somos todos según para qué, es lo que tengo ganas de decirles yo a grito pelado. Para pagar desde luego, pero para lo demás...
Yo soy autónoma, trabajadora por cuenta propia, como les gusta llamarlo, y en temas económicos una auténtica analfabeta funcional, a qué negarlo.

Como autónoma que soy no disfruto de vacaciones pagadas, ni de pagas extras dos veces al año, ni de baja por enfermedad remunerada, pero lo peor de todo, lo que de verdad hace que pierda el sueño por las noches y que se me encoja el estómago cada vez que lo pienso, es que yo no disfruto de esa oportunidad que tienen el resto de ciudadanos de pedir cita en Hacienda para que un amable funcionario me resuelva todas mis dudas y me haga la declaración... no, no, los autónomos que se busquen la vida, o que se paguen un asesor fiscal, los autónomos ajo y agua.
Menos mal que ajo tengo, Garlic para ser más exactos, amiga desde la adolescencia, paciente hasta decir basta conmigo y con los embolados en la que la meto.

"¡¡¡¡Oye tú!!!!" le digo ayer, con los pelos erizados por el terror "que me han dicho que el plazo para entregar la declaración acaba el 21 en caso de que te salga a pagar y no el 30, y a mí me sale a pagar fijo, que tenemos que quedar mañana para hacerla, pero ¡¡¡mañana sin falta!!!"

Y acá que se ha venido Garlic a las 4 de la tarde con un calor de justicia que hace por los madriles y más moral que el alcoyano a soportar todas mis dudas, mis histerias y mi desorden de papeles.
"¿Tienes el resguardo de la imposición devengada de permutas de cochoflí?"
"Vamos a ver, alma de cántaro, si yo supiera qué es el resguardo de la imposición devengada de permutas de cochoflí ¿tú te crees que estaría dándote la tabarra a estas horas? Pero para que veas que colaboro, ayer me descargué el programa PADRE y comencé a hacer la declaración yo solita, con un par de narices y todos mis deseos de aprender, oye y con el programita este hasta resulta más sencillo de lo que me esperaba, no creas."
"Ah, estupendo ¿qué datos has rellenado ya?"
"Pues... el nif, claro, el nombre, que esa era fácil, la dirección y... ¡el estado civil! ¿te quejarás eh? ¡Ah! y te he hecho natillas para merendar ¿cuela?"

6 comentarios:

Garlic dijo...

Desde luego solamente por las natillas ha merecido la pena. Un 10 pa las natillas¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

fridwulfa dijo...

Jejejejeje. Gracias, gracias, y esta vez las he hecho sin decorar la cocina... Aún me quedan 600 gramos de Maizena que habrá que consumir antes de que se me agorgoje, así que, como es la única receta que conozco que me la exige, natillas todos los días a partir de ahora. :P

The jealous Gabacho dijo...

Pssssss.

Tengo que probarlas esas natillas!

El Gabacho solitario dijo...

Por cierto, recomiendo a todo el mundo el metodo Sinatra! Estupendo contra Depresiones, mal de amores, y algunas morriñas.
¿Para las diarreas? Probar otra cosa.

Gracias Fridwulfa.

fridwulfa dijo...

Of course paspartú (que diría Leandro). El método Sinatra es ¡¡INFALIBLE!! En cuanto a las natillas que me reclamas... jejeje... a lo mejor si te portas bien... on verra.

Jose maronna dijo...

Cuando yo tenia el cíber coincidió con aquella huelga general de hace unos años
y vinieron unos piquetes a cerrarme el negocio. Más acojonao que otra cosa les dije: Y UNA MIERDA!!! Cuando defiendan los derechos de los autónomos me uniré a las huelgas!

Esperando una rotura de cristales o de algún PC, me sorprendí cuando uno dijo "tiene razón", y se fueron con las orejas gachas.
puffffffffff...q susto