lunes, 28 de noviembre de 2005

Una de robo de material de oficina

- "Joder ¿ya no quedan lápices? pero si había una caja llena ¿qué hacéis con ellos, os los coméis?"

Desesperada rebusco por la oficina hasta que Charlie se apiada de mí y me deja el suyo.
Dice que lo de robar material de oficina es algo normal que hacemos todos y que él ya cuenta con eso, que me relaje y que no me preocupe si desaparecen los bolis y los lápices, que eso son gastos de la empresa y que los asume sin problemas.

A mí es que eso de ir con nocturnidad y alevosía a rapiñar gomas y sacapuntas, pues como que no me va mucho, aunque reconozco que a veces la necesidad manda y no te queda otra.

Y ante mi apretada agenda de hoy, que me va a impedir llegar a casa a una hora decente y, por lo tanto, hacer compra y el hecho de que en casa este fin de semana ha habido una persona más que ha echado por tierra mis cálculos milimétricos dejándome sin existencias antes de lo que pensaba, no me ha quedado más remedio que sucumbir yo también a la fea práctica del robo de material en la oficina, aunque eso sí, sin abusar, y hace un rato he abierto furtivamente el armarito y me he echado al bolso... un muy necesitado rollo de papel higiénico.
¿Se puede caer más bajo?

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues yo he mangado algun que otro Micralax en momentos de necesidad extrema,pero papel higiénico nunca....es de color grisaceo,con motitas negras y de dudosa suavidad.
La pela es la pela....
Besos elenoides desde las Avilas.

grainne murphy dijo...

bueno, Grainne entona el mea culpa porque es la que se la lleva por ahí a apretar agendas. espero q esta tarde no se apriete nada más...

fridwulfa dijo...

Ah, no aquí sólo usamos Scottex de la mejor calidad. Jejeje.

edharris dijo...

Si se puede caer más bajo, en mi oficina "alguien" se dedica a tomarse los postres que traen otros, como te lo cuento. Yo a lo sumo que llego es a los bolígrafos de turno. Bueno, ahora que me acuerdo, una vez estuve un mes de ETT y en la sala había diez o doce ordenadores, y como estaba solo me saqué un protector de pantalla, de los de antes...si seguimos te podría contar mis andanzas en el SIMAGO, pero ahora debo ir a confesar.

Lironcillo dijo...

En mi trabajo la mitad de las veces ni siquiera hay papel...

Tropicio dijo...

¡¡¡Los que en Pucela estuvimos adivinamos el nombre de quien estuvo en tu casa este finde!!! Oui, oui :P

El gabacho a dieta dijo...

Pues si os contara como cierta gente se come el contenido de los tuperware de los profesores de la alianza francesa...cuando te dispones a comer, te lo encuentras vacio...claro está. Ya de paso podrían lavarlo, digo yo.
Asi que si desaparecen los lapices en tu ofi, ya ves lo que desaperece en mi curro.
Hay hambre en el mundo!!!

fridwulfa dijo...

Pues adivinas mal, tropicio, en casa estuvo mi compañera de piso, actualmente instalada en Toledo, pero que decidió pasar el finde en Madrid.